11 razones por las que las personas en relaciones abusivas no pueden ´´SIMPLEMENTE IRSE´´


Cuando muchas personas escuchan que alguien está en una relación ´´toxica´´ o abusiva, su primera pregunta es: "¿Por qué no se van?" Si nunca has pasado por una relación abusiva, este tipo de respuesta puede parecer obvio y lógico, ¿verdad? Pero aquí está la cuestión: cuando se trata de abuso en las relaciones, nunca es tan fácil como "simplemente irse" Estamos aquí para decirte por qué.

Dejar una relación abusiva es difícil por muchas razones. Aquí te dejamos 11 de las muchas razones por las que alguien en una situación abusiva o tóxica podría quedarse con su pareja.

1. La sociedad normaliza el comportamiento poco saludable para que las personas no entiendan que su relación es abusiva.


Cuando piensas que los comportamientos tóxicos o abusivos son normales, es difícil identificar una relación como abusiva y, por lo tanto, no hay razón para buscar ayuda.

2. El abuso emocional destruye tu autoestima, haciéndote sentir que es imposible empezar de nuevo.

A menudo, las personas en relaciones emocionalmente abusivas pueden no entender que están siendo abusadas porque no hay violencia fisica involucrada. Además, muchos descartarán o minimizarán el abuso emocional porque no creen que sea tan malo como el abuso físico. Es difícil para aquellos en relaciones abusivas dejar a sus parejas después de que continuamente se han sentido inútiles y como si no hubiera una mejor opción para ellxs.


Amy Winehouse y Blake Fielder-Civil


3. El Ciclo del Abuso: después de cada incidente de abuso viene una fase de luna de miel de reconciliación.


Joker y Harley Quinn, Suicide Squad, DC comics, 2018.


A menudo, cuando ocurre una situación abusiva, el abusador hace algo bueno o se disculpa y promete que nunca volverá a hacerlo. Esto hace que su pareja minimice el comportamiento abusivo original.


4. Es peligroso irse

Joe y Love, de la serie You por Netflix, 2018.


Muchas veces, dejar una relación abusiva no solo es emocionalmente difícil, sino que también puede poner en peligro la vida. De hecho, el momento más peligroso en una relación abusiva es posterior a la ruptura. Las mujeres tienen 70 veces más probabilidades de morir en las semanas posteriores a dejar a su pareja abusiva que en cualquier otro momento de la relación.


La mejor manera de protegerse si está en una relación abusiva es crear un plan de seguridad.

5. No solo es difícil separarse de manera segura, también es difícil escapar del ciclo de control.


Las personas en relaciones abusivas a menudo intentan romper con su pareja varias veces antes de que la ruptura se mantenga. En promedio, una persona en una relación abusiva intentará irse 7 veces antes de irse definitivamente.

6. La sociedad perpetúa una mentalidad de ´´todo o nada´´.


Aquellos en relaciones tóxicas o abusivas pueden quedarse con su pareja o volver a estar juntxs después de una ruptura porque sienten la presión de no darse por vencidos, perdonar y olvidar o “soportarlo”.

7. Se sienten personalmente responsables de su pareja o de su comportamiento.


Después de un conflicto, un abusador cambiará la situación y hará que su pareja se sienta culpable o como si de alguna manera tuviera la culpa. Este tipo de comportamiento se conoce como gaslighting.

8. Creen que si aguantan, las cosas podrían cambiar.


Muchas personas en relaciones abusivas permanecen en ellas porque aman a su pareja y piensan que las cosas cambiarán. También pueden creer que el comportamiento de su pareja se debe a tiempos difíciles o sentir que pueden cambiar a su pareja si ellos mismos son una mejor pareja.

9. Hay presión social para estar en una relación perfecta.


Hay una presión increíble para estar en una relación perfecta, y algunas culturas y redes sociales solo acentúan esta presión.

Enrique Peña Nieto y Angélica Rivera, 2015.

10. Miedo a cómo reaccionarán los demás.


Las personas en relaciones abusivas a menudo se sienten avergonzadas de admitir que su pareja es abusiva por temor a ser juzgadas, culpadas, marginadas, compadecidas o menospreciadas. Por ejemplo, en algunas relaciones LGBTQIA+, alguien puede quedarse con su pareja por temor a ser descubierto.

11. Comparten una vida juntos.


El matrimonio, los hijos y las finanzas compartidas son a menudo grandes razones por las que las personas en relaciones abusivas permanecen en ellas. Esta dependencia se intensifica en las relaciones en las que uno de los miembros tiene capacidades diferentes. Pero también hay factores similares que afectan las decisiones de los jóvenes de permanecer en una relación, incluidos los grupos de amigos compartidos y las situaciones de vida.



Mike y Once, Stranger Things, Netflix, 2016.


Hay muchos elementos que influyen en la decisión de una persona de permanecer en una relación abusiva, y aunque buscar ayuda para salir de estas relaciones es lo más importante, culpar a alguien en una relación abusiva nunca está bien. Hay una gran diferencia entre el juicio y la responsabilidad. Si bien alguien puede haber usado el mal juicio al permanecer en una situación tóxica o peligrosa, eso no significa que sea responsable por el abuso perpetrado en su contra.






#relacionessanas #amordelbuenonodaña #educacionemocional #sanmigueldeallende #mexico #fundacionamordelbueno #relacionestoxicas #amarmejor #relacionesabusivas

13 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo